Diez respuestas desde EL MOLI LAB: Mercedes Vidal

Último mes de otoño. A partir de aquí, frío, menos luz y más ropa. Por suerte tenemos a Andrés, nuestro coworker canino, que nos calienta las manos y el ánimo. He aquí su dueña.


Mercedes Vidal Cháfer
MVCH Arquitectura

¿Consideras que tienes un trabajo o una profesión?
Una profesión, cuando hago lo que me gusta; y un trabajo, cuando hago cosas que me gustan menos.

¿Cómo definirías brevemente lo que haces?
Soy arquitecta y me gusta la parte más técnica de mi profesión, sobre todo las estructuras y la construcción.

¿Crees que el mundo se perdería algo si no te dedicaras a esto?
Dicho así, no. Pongo mi granito de arena. Pero hasta la más leve alteración provoca una onda expansiva en el océano. Incluso sin Internet todo está conectado.

En tu escala de valores ¿qué es más importante, vitalmente hablando?
La libertad.

¿Piensas que serías –o eres– un buen jefe?
Pienso que sería una jefa exigente pero comprensiva.

Si tuvieras la posibilidad de practicar un deporte antes de tu jornada laboral, ¿cuál elegirías?
Prefiero el deporte por la tarde, para liberar la mente, sobre todo la natación o el ciclismo.

¿Qué avance tecnológico te parece el mejor? ¿Y el peor?
El mejor aún no está inventado, y sería revertir el cambio climático. Casi todos los avances tecnológicos proceden del ámbito militar, así que generalmente son buenos o malos según el uso que se haga de ellos.

¿Qué mito desterrarías?
Que los gatos son ariscos.

¿Tendrías un robot interactivo doméstico en casa?
Sí. Me dejaría más tiempo para hacer cosas que me gustan más que limpiar o cocinar.

¿Qué te ha proporcionado El Molí Lab, y qué has aportado tú?
Me ha ofrecido un nuevo impulso e ilusión por seguir dedicándome a la arquitectura, y sentirme acompañada en el trabajo, aunque cada uno haga lo suyo. Yo he aportado a mi amigo de cuatro patas que nos hace reír cada mañana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X